sábado, 24 de outubro de 2009

Pedro Mártir de Angleria - Opus Epistolarum (IV)


ASENSIO, Dr. D. Joaquín Torres
Fuentes Historicas sobre Colón y América, Pedro Martir Angleria, Tomo I, Madrid, Imp. de la S. E. de San Francisco de Sales, Calle de la Flor Baja, núm. 22, 1892, pp. 36 a 41.



«36

(...)

Carta CLVIII.—Al Arzobispo de Granada.

.... De los antípodas cada día
se refieren cosas más y más gran-
des. Dejo á un lado lo de las rique-
zas, á las cuales tú concedes poca
atención. Esperamos que han de
venir á la religión cristiana muchos
millares de hombres... Alcalá de
Henares, 15 de Enero de 1495
.



Carta CLX. — Al Cardenal Bernardino
Carvajal
.

.... Han sido mandados diversos
pilotos de naves á diversas playas
del otro hemisferio; lo que traigan
lo sabrás por mí, si vivo.... Zara-
goza, 11 de Junio de 1495
.

Carta CLXIV.—Al mismo.

.... Desde la Española que el
mismo Almirante Colón, autor de
tan gran descubrimiento, piensa que//



37

// es la mina de oro, Ophir, de Salo-
mon
, paso á otra provincia al Occi-
dente, cuyo principio dista poco
trecho del último ángulo de la Es-
pañola: pues esta región, de anchu-
ra desigual, que los indígenas lla-
man Cuba
, tiene setenta mil pasos.

Colón tomó el lado meridional de
tierra: me ha escrito que nave-
go por sus costas hacia el Occidente
setenta días naturales y se volvió á
la Española; desembarcó allí y en-
vió á los reyes quien les diera noti-
cias de su regreso. Ha escrito que
las costas de aquella tierra hacen
mucha curva hacía el Mediodía, de
modo que alguna vez se encontró
próximo al equinoccio.

Contaba que á mano izquierda
había innumerables islas. De
las costas de esta tierra grande,
advierte que desembocan en el mar
ríos muy varios, éstos fríos, aqué-
llos muy calientes, la mayor parte
dulces, otros de otro sabor; en la
mayor parte de ellos encontró gran
abundancia de peces, en otras par-
tes muchas conchas de las cuales//



38

// se arrancan las perlas. Dice que
pasó por mares casi condensados de
tortugas muy grandes; y que na-
vegó por puntos vadeables, algunos
más blancos que la leche, y por to-
rrentes entre estrechas gargantas
de las islas; y afirma que también
por aguas turbias y cenagosas.



Piensa él que por el ámbito de
tierra inferior á nosotros ha reco-
rrido la mayor parte del orbe des-
conocido, y le parece que no le fal-
taron dos horas solares enteras para
llegar al Quersoneso Aureo, meta
del límite oriental; pues sabes,
Rmo. Purpurado, dominando como
dominas todo género de doctrina,
que hasta ahora se había dejado
por desconocido todo lo que hay
por el hemisferio inferior desde
nuestro Cádiz hasta el Quersoneso
Aureo. Este Almirante, pues, se
gloría de haber dado al género hu-
mano esta tierra, porque estando
oculta la ha descubierto con su
industria y su trabajo. Sostiene que
esa región es el continente de la
India del Ganges
.//



39

// Que de esto me admire no me lo
permite Aristóteles, quien en el li-
bro De coelo et mundo, dice que la
India no dista mucho de las playas
de España, y Séneca y algunos
otros. Dice que esta región está muy
surtida de puertos semicirculares,
y dentro llena de enormes anima-
les, y lo indicaban las huellas de
ellos, que podían ver los que baja-
ban á tierra; y estando en el mar de
noche oyeron mugidos horrendos (1):
atestiguaban haber gran plaga.

Por medio de sus intérpretes is-
leños, cuyo idioma era próximo á
los idiomas de esta tierra, aprendió
que no se acaba en parte alguna,
y así tiene por cierto que es un
continente
. Pero encontró desnudos
también á los habitantes, como lo
hemos dicho de los insulares. Con-
tentándose con la excursión de po-
___________


(1) No es extraño que en tales circunstancias cre-
yeran cosa del otro mundo el pavoroso bramar del
cuguar ó del jaguar, cuyos increíbles rugidos retum-
ban, como dice Maite Brun, desde la desembocadura
del rio del Norte hasta la otra parte del río de las
Amazonas. //



40

// cos lugares, por no detenerse, en
conformidad al precepto de los Re-
yes, regresó á la Española, desde
donde promete que vendrá pronto
á presentarse á los Reyes para dar
larga cuenta de los descubrimien-
tos.... Tortosa, 9 de Agosto de 1495.



Carta CLXVIII.—Al mismo.

....Del Nuevo Mundo nuestro Al-
mirante Colón ha traído muchas
sartas de perlas orientales, de cier-
tas costas que recorrió al Mediodía
hacia el sexto grado del equinoccio.
Piensa que estas regiones son con-
tiguas y adherentes á Cuba, de
modo que las unas y las otras sean
el propio continente de la India
gangética
; y por estas playas na-
vegó muchos días, y confiesa que
no vio el fin ó señal alguna de té-
rmino.
Dice que los indígenas llaman
aquellas regiones Paria
, muy llena
de pueblos. Los habitantes se ali-
mentan de la carne de las conchas
de que raen las perlas, con otras
viandas. En la mayor parte de los//



41

// lugares cubren sus vergüenzas con
calzoncillos de algodón, alibi cu-
curbitula includunt, alicubi fu-
niculo praeputium, reducto nervo,
ligant, ad mictum tantum, aut coi-
tum solvunt
; por lo demás, van
también desnudos.

Fué para los nuestros gran prue-
ba de que aquella tierra es conti-
nente
, que sus bosques á cada paso
están llenos de nuestros animales,
como ciervos, jabalíes y otros así,
y de las aves, patos, ánade y
pavos, pero no de varios colores.
Dicen que los machos discrepan
poco de las hembras. Los habitan-
tes son cazadores sagaces: á cual-
quier animal le clavan las saetas.

Cambian contentos las perlas
por brazaletes, cascabeles, piececi-
tas de vidrio y otros objetos seme-
jantes de comercio. Indicaban que
recogerían gran cantidad de perlas,
si los muestros prometían volver.

Estas cosas van con más latitud
en los libros que estoy escribiendo
solamente de estos descubrimien-
tos... Burgos, 5 de Octubre de 1496.//»


___________

Imagens:


Christophorus Columbus
BRY, Théodore de, 1528-1598
[India Orientalis]. - Francfort : Wolffgangus Rahter et Joannes Israel de Bry, 1598-1628.


Columbus in India
BRY, Théodore de, 1528-1598
[India Orientalis]. - Francfort : Wolffgangus Rahter et Joannes Israel de Bry, 1598-1628.


Perlarum insula
BRY, Théodore de, 1528-1598
[India Orientalis]. - Francfort : Wolffgangus Rahter et Joannes Israel de Bry, 1598-1628.


Monstra marina et terrestria
MUNSTER, Sébastien, 1489-1552
Cosmographiae uniuersalis Lib[ri] VI. (...) Autore Sebast[iano] Munstero. - Basileae : apud Henrichum Petri, 1552, pp. 852.


PTOLEMAEUS, CLAUDIUS.
Cladii [sic] Ptolomei Viri Alexandrini Cosmographie Liber ... . [ ... Anno MCCCCLXXXII ... Vlme ... Leonardvm Hol ... (Ulm, Lienhart Holle, July 16, 1482)] Folio, 133
.

Schöner Sammelband. Compiled by Johann Schöner. Schöner Sammelband. Nuremberg: ca.1516. Jay I. Kislak Collection. Rare Book and Special Collections Division (143).

Tabula Asiae VIII (Central Asia)" complete with monsters, by Munster, printed in Basle in 1545.

Sebastien Münster, Cosmographia (...) 1628.



Eduardo Albuquerque

5 comentários:

Francisco disse...

"Sostiene que
esa región es el continente de la
India del Ganges."
De que há notícia na Europa pelo menos desde Alexandre, O Grande. Mas imediatamente antes:
"Este Almirante, pues, se
gloría de haber dado al género hu-
mano esta tierra, porque estando
oculta la ha descubierto con su
industria y su trabajo."
Uma pérola da pesudo-história.

Colon-o-Novo disse...

Caro Francisco,
É com mente critica como o Francisco mostra aqui que se consegue desvendar muita coisa.
"Sostiene que esa región es el continente de la India del Ganges."
Semear a confusão era mesmo a missão do Almirante por isso não devemos culpar somente o Pedro Martir.
Quem não ver o trabalho de do Almirante como uma bem planeada charada contra os Castelhanos jamais fará pés ou cabeça daquilo que ele e os outros que receberam informação dele escreveram ou inventaram.
Por exemplo os nativos não chamvam à Cuba "Cuba" chamavam sim "Colba" mas Colón decidiu usar Cuba como se nunca tivesse ouvido ou já dito Colba.

Manuel Rosa

Anónimo disse...

Según los libros de historia, Colón no descubrió la Tierra Firme hasta el tercer viaje (1498), aunque en el segundo costeó la parte sur de Cuba y creyó que era Tierra Firme (1494). A diferencia del primer viaje, en el segundo tenía intérpretes que le ayudaban a entenderse con los nativos. Con todo, en el primer viaje entendió perferctamente de estos nativos que Cuba era una isla mientras que en el segundo estos nativos se dedicaron a engañarle sistemáticamente y a contarle que aquella tierra (Cuba) “no se acaba en parte alguna,y así tiene por cierto que es un continente”. Y le vuelven a engañar cuando le dicen que “llaman aquellas regiones Paria, muy llena de pueblos.” Y también es una gran noticia que en Cuba haya “bosques á cada paso están llenos de nuestros animales, como ciervos, jabalíes” (o jaguares?). O que “las costas de aquella tierra hacen mucha curva hacía el Mediodía”. Añadamos a todo esto que Cuba aparece como isla en los mapas antes de que se supiese que era una isla, siempre según la Historia en mayúsculas. Los pseudo-historiadores verán en estas cartas nueva materia para sus fabulaciones. Los verdaderos historiadores no verán nada.

PS: Una vez más, gracias al profesor Albuquerque por su labor divulgativa.

Colon-o-Novo disse...

Caro Anónimo,
Acho que está a dar a culpa onde ela não merece.
Não foram os Índios que enganaram Colón com a Terra Firme foi Colón que enganou os Espanhóis com tudo o que ele escrevia.

Não há razão nenhuma para crer que Colón alguma vez acreditou que Cuba era um Continente. Logo na primeira viagem disse que era uma "Ilha." Note que houve um juramento a dizer que Cuba era a "Terra Firme" de Ásia forçado a ser jurado por Colón com pena de multa e corte de língua para quem alguma vez dissesse o contrário. Um juramento destes não é mandado ser feito por quem queira que a verdade seja conhecida mas só por alguém que queira manter uma mentira.

Note ainda que Colón andou navegando aquelas terras a Ocidente de Haiti por muitos meses o que lhe dava tempo bastante para navegar até à Florida até à Margarita e outros lugares. Os detalhes dessas viagens secretas nunca foram feitos públicos. Acredite que Colón mentia porque ele queria ser o dono não só dos territórios mas também das rotas e localização das terras.

Manuel Rosa

Anónimo disse...

Caro Manuel Rosa:

Lo de que los nativos engañaban sistemáticamente a Colón está escrito con ironía. Lo único que quería mostrar es que hay fundamentos (más de los que menciono) para creer que Colón llegó al continente durante su segundo viaje. El tema es realmente confuso y quizás no es casualidad que la determinación exacta de las tierras descubiertas por el Almirante fuese una cuestión principal en los pleitos de sus descendientes con la Corona. Los historiadores esconden todas estas incongruencias debajo de la alfombra porque detestan responder “No lo sabemos”, pero terminan fabricando otra pseudo-historia. No sería más honesto decir “Nolo sabemos”?